Violencia y abandono del Pacífico colombiano

Foto El Periódico.com

Foto El Periódico.com

En su artículo titulado ‘Terror en el Pacífico’, el antropólogo Efraín Jaramillo hace un breve pero concienzudo examen de la región del Pacífico colombiano que permite entender mejor “esta época demencial que está viviendo una de las regiones más ricas y biodiversas del planeta”.

En lo que tiene que ver con los cultivos de uso ilícito y el narcotráfico, el autor resalta que…  “lo más preocupante es que se ha venido conformando una economía basada en el cultivo de la hoja de coca, uno de los negocios más pauperizadores y depredadores para la región”.

La ausencia de Estado y el dominio territorial que ejercen los grupos armados son dos aspectos clave de este análisis. Guerrilleros y paramilitares “ejercen un dominio territorial en vastas zonas de la región suplantando allí al Estado y contribuyendo a la desinstitucionalización de la región. Ante la incapacidad y desgano del Estado para hacer efectivos los derechos de los grupos étnico territoriales, los grupos armados ejercen una dictadura territorial”.

El Pacífico es objeto de disputa violenta por el control económico, político y territorial. La subregión del Urabá, como lo destacamos en un informe reciente del TNI representa un caso concreto en el que uno de los grupos armados (las autodefensas) logró hacerse al control de importantes espacios en los que desarrollar su economía legal e ilegal. Leer todo el artículo de Efraín Jaramillo aquí.

Paramilitarismo y ‘desarrollo alternativo’ en el Urabá

La última publicación del TNI relacionada con temas de Colombia se titula, “El Urabá: donde el Desarrollo Alternativo se confunde con intereses económicos y la reinserción del paramilitarismo, por Moritz Tenthoff.

Este documento analiza cómo los programas Familias Guardabosques y Proyectos Productivos que el Programa Presidencial Contra Cultivos Ilícitos realiza en la región del Urabá han sido instrumentalizados para la legalización de estructuras paramilitares y la implementación de megaproyectos agroindustriales. Sigue leyendo