No más erradicación a la fuerza

Campo de opio en la provincia de Helmand, Afganistán

Campo de opio en la provincia de Helmand, Afganistán

La erradicación a la fuerza no funciona. Es lo que en pocas palabras se desprende de los dos últimos informes recién publicados por el TNI y WOLA, la Oficina en Washington para Asuntos Latinoamericanos.

En el primer informe, Drogas, seguridad y cooperación, Ricardo Vargas señala cómo en Colombia, la presencia amenazante de los grupos móviles de erradicación manual genera la desconfianza entre las comunidades. En la mayoría de los casos, éstas se ven forzadas a aceptar la acción erradicadora porque saben que esto les representa en su momento algunos subsidios. Pero como por lo general esta ayuda no es sostenible, porque, con muy raras excepciones, el Estado no construye alternativas viables que tengan en cuenta las particularidades de cada región, al cabo de un cierto tiempo el cultivador se ve obligado a recurrir de nuevo al cultivo ilegal.

Sigue leyendo

Anuncios

Drogas en la agenda global de seguridad

Imagen UNODC - Colombia

Imagen UNODC - Colombia

El Consejo de Seguridad de la ONU organiza un debate el 8 de diciembre sobre el tema del narcotráfico como una amenaza a la seguridad del mundo. Como bien lo especifica el informe de Naciones Unidas para anunciar el evento, aunque el impacto de las drogas ha sido objeto en otras oportunidades de debates en el Consejo en casos específicos de algunos países, ésta es en realidad la primera vez en la historia del Consejo de Seguridad que se tratará de manera formal el tema del narcotráfico como amenaza global.

Sigue leyendo

Desarrollo alternativo y cultivos ilícitos

Comentario a las recientes declaraciones del embajador de Colombia en el Reino Unido sobre el tema.

Los principales programas del llamado ‘desarrollo alternativo’ que se aplican en Colombia no contribuyen al desarrollo ni representan verdaderamente una alternativa. De ahí su fracaso. Un fracaso que se puede medir en términos del regreso del campesino al cultivo de la coca porque nunca se materializara el desarrollo prometido con la erradicación.

Sigue leyendo

¿Disminuye la coca?

Ejército Nacional - Erradicación manual forzada

Ejército Nacional - Erradicación manual forzada

El gobierno estadounidense publicó el viernes pasado sus estadísticas sobre cultivos ilícitos en Colombia para el año 2008. Según el monitoreo, la coca disminuyó en el país, pasando de 167 mil hectáreas en 2007 a 119 mil en 2008. Una vez más se observa que estos resultados no coinciden con los que presenta la ONU, entidad que reportó para 2008 una superficie de 81 mil hectáreas.

Sigue leyendo

¡Sí se puede! Cuando el ‘desarrollo alternativo’ sí funciona

Aunque la coca es sinónimo de vida para muchas comunidades indígenas de los Andes, hay también muchos lugares en esa misma región en los que la presencia de la coca es sinónimo de muerte. Es el caso del departamento de Nariño al suroccidente de Colombia. En una entrevista publicada por la agencia de noticias ACIN, un campesino indígena nariñese se refiere muy acertadamente a la coca como ‘la mata por la que nos matan”. Como lo ha señalado el gobernador de ese departamento, Antonio Navarro Wolf, “la coca está acabando con Nariño” pues el accionar de los grupos armados, FARC, ELN, los ‘Rastrojos’, las ‘Águilas negras’ en su lucha por el control del negocio del narcotráfico ha involucrado a la población civil y generado en el departamento una crisis humanitaria. La masacre, cometida por las FARC, el pasado mes de febrero de al menos 27 indígenas de la comunidad Awa es sólo parte de esta crisis.

Sigue leyendo

La cooperación europea en Colombia

La Unión Europea ha publicado recientemente el informe para el año 2008 sobre la cooperación con Colombia. En esta entrada queremos resaltar la sección que dedica este documento al ‘desarrollo alternativo’, que resume la nueva visión de la UE sobre este concepto, en particular en su relación con las estrategias de erradicación.

En la página 16, el documento dice que la UE no respalda la “erradicación forzada porque puede generar violencia, puede desplazar los cultivos a espacios con menor acceso, así los efectos directos en la población disminuyen pero se genera un alto impacto ambiental. Una condicionalidad explícita para la erradicación también puede tener efectos perversos sobre los resultados esperados”. A propósito del impacto ambiental, recomendamos la lectura de un trabajo reciente del TNI que señala la erradicación forzada como una de las principales causas de desplazamiento de los cultivos con las repercusiones que esto tiene para los ecosistemas.

Recordamos que en julio de 2008 se reunió en la ciudad de Viena un grupo de trabajo intergubernamental de expertos sobre cooperación internacional en materia de erradicación de cultivos ilícitos y desarrollo alternativo. Los expertos de la UE que acudieron a esa reunión elaboraron un borrador con los puntos clave que resumen la actual postura de la UE sobre desarrollo alternativo.

Destacamos también la relevancia de este grupo de trabajo, pues era uno de los cinco grupos que se organizaron en el marco del proceso de revisión de la UNGASS, la sesión especial sobre drogas de la ONU. El objetivo de estos grupos era el de preparar el segmento de alto nivel del 52º período de sesiones de la Comisión de Estupefacientes que tendrá lugar el 11 y 12 de marzo próximos en Viena, en el cual se definirá la política internacional de drogas para la próxima década.

Siendo consecuentes con este marco teórico, la UE y los países miembros –especialmente los principales donantes, Alemania, Suecia, Países Bajos y España- podrían presionar al Gobierno colombiano para que reconsidere la estrategia de la erradicación forzada (particularmente las fumigaciones con glifosato) y condicionar sus programas de cooperación a la efectiva puesta en práctica de lo que la UE llama un desarrollo alternativo integral que “le apuesta al Desarrollo Local Integral, con el fin de abordar problemas estructurales subyacentes de marginalización y pobreza”.

Al mismo tiempo, y siempre dentro de esta óptica, la UE debería emprender un profundo examen crítico de los programas de cooperación en curso en Colombia, como los Laboratorios de Paz, entre otros, para determinar si éstos están efectivamente ofreciendo soluciones estructurales a la población para la que se realizan, y contribuyendo a la superación de la pobreza. Con mucha frecuencia estos programas han quedado inscritos dentro de los intereses económicos de las empresas europeas a quienes les interesa mucho más una producción destinada al mercado global y hacen caso omiso de las necesidades e intereses locales.

Amira Armenta

El Informe de la GAO sobre el Plan Colombia

Este nuevo informe de la Oficina General de Contraloría de Estados Unidos GAO confirma una vez más lo que se sabe y se viene repitiendo desde diferentes fuentes desde hace años: que uno de los principales objetivos del Plan Colombia, la reducción significativa de los cultivos ilícitos no se ha cumplido.

Este gráfico extraído del informe, ofrece las estimaciones de la CIA y la ONDCP (que son las únicas que Estados Unidos tiene en cuenta, no las obtenidas por el monitoreo de la ONUDD que reportan un poco menos de coca en Colombia en los tres últimos años) de la producción de hoja de coca en Colombia. El período del gráfico corresponde a los años de aplicación del Plan Colombia.

estimacion coca 2000-2007

La evaluación que hace la GAO del segundo gran objetivo del Plan Colombia, mejoramiento de la seguridad y recuperación de áreas bajo el control de grupos armados, ofrece resultados más optimistas. Sigue leyendo